viernes, 18 de diciembre de 2015

Aprendizaje: la misión principal del docente

¿Es la labor docente tan importante que podemos dejarla a la sola improvisación?, ¿es suficiente estudiar pedagogía para ser un buen profesor?, ¿se puede ser un buen docente sin tener mayores estudios de didáctica?

Seguramente conozcamos casos de pedagogos con formación académica indiscutible, pero cuyo desarrollo de clases resultan aburridas o incomprensibles; como también casos de docentes brillantes, que nos ayuda a realizar importantes aprendizajes y que tienen poco o ningún estudio de pedagogía. Sucede que para ser un buen maestro no es suficiente tener conocimientos, también hay que tener habilidades, que en relación a su funcionalidad, eficacia y eficiencia hoy se les denomina competencias (un buen concepto de competencia lo puede leer en los dos primeros minutos de ¿Qué es competencia digital?, Manuel Area, 2015). Sin lugar a dudas en ambos casos el cultivar la parte cognitiva como procedimental los hará mejores docentes, no obstante lo fundamental es el desarrollo de las habilidades docentes: empatía, escucha activa, comunicación, motivación, investigación, creatividad, respeto y pasión. ¿Y cuál es el fin o propósito?...¡el aprendizaje!



Nosotros los docentes más que enseñar debemos ser expertos en el aprendizaje, siendo nuestra mayor meta que nuestros estudiantes aprendan a aprender

Referencias Bibliográficas:
Crédito de imágenes:
  • http://www.flickr.com/photos/usdagov/8542448592/

No hay comentarios:

Publicar un comentario